La composición fotográfica - curso de Fotografía móvil

 

Principales reglas de composición fotográfica 

Clase 1 de composición con el celular

“…las fotos de hacen con los ojos, con el corazón y la cabeza “

Henri-Cartier-Bressom

En esta clase aprenderemos a usar los ojos antes que el celular.

No importan si usas un celular de 100 euros o uno de 1000, lo primero que debes hacer es aprender las reglas de la composición, el encuadre. Luego podrás romper dichas reglas para crear un estilo personal que te identifique.

Mientras más limitado es tu celular, más atención debes poner a la composición, esta es una componente fundamental para hacer una foto buena. 

Encuadrar significa “enmarcar” un pedazo de la realidad que quieres representar. Verás que poco importa si dicho marco es rectangular (adecuada para cuando quieras imprimir tus fotos) o cuadrado (adecuada para cuando quieras compartir las fotos en internet) hay reglas que valen para ambos casos.

El centro de interés y la regla de los tercios en la fotografía móvil

El hombre por naturaleza logra concentrar la atención sobre un sujeto a la vez. Cuando compones tu fotografía es importante que tengas presente esta limitación y que coloques el sujeto correctamente al interior de tu encuadre. 

Para hacer esto puedes ser útil usar la regla de los tercios. 
La regla consiste en subdividir el encuadre en nueve partes iguales como en la figura que te muestro más adelante. 

Los puntos rojos son conocidos como puntos de interés, en los cuales es aconsejable colocar el o los sujetos principales, las líneas negras son llamadas líneas de fuerza, en las cuales es útil posicionar el resto de elementos de la escena que complementan al sujeto principal. 


curso-de-composicion-fotografia-movil

¿Por lo tanto colocar un sujeto al centro del encuadre es un error? Absolutamente no. Depende mucho de la escena y lo que quieras comunicar, tal vez queremos llamar la atención del observador colocando un sujeto al centro del encuadre en busca de una simetría perfecta.


Digamos que en general, los sujetos colocados en los puntos de interés, hacen que la foto sea dinámica e interesante. Una aplicación simple e inmediata de la regla de los tercios es la de evitar el clásico error que cometen muchos aficionados cuando encuadran una escena: poner la línea del horizonte al centro de la fotografía. 

Esto es un grave error.  La línea del horizonte debe ser colocada en uno de los dos tercios (inferior o superior) del encuadre, todo esto dependiendo de, a qué se le quiere dar más relevancia, si al cielo o al terreno.

Nota: Con el fin de facilitar la composición aprovechando la regla de los tercios, muchas app de cámaras fotográficas permiten visualizar sobre la pantalla en tiempo real una cuadrícula con las cuatros líneas de fuerza en la escena que el teléfono está registrando.


En este video te muestro como configurar la cuadrícula en la cámara 

Eligiendo al sujeto

Si te es posible trata de decidir antes que cosa estará dentro y que cosa estará fuera de tu fotografía. Si estás fotografiando un paisaje y entre tú el escenario se interpone un poste de luz con cables y tal, puedes hacer lo siguiente.

  •        No hacer la foto
  •        Buscar una posición mejor desde la cual puedes fotografiar sin que aparezcan dichos postes y cables.
  •        O hacer tu foto como sea y aprender a eliminar lo que te disturba con técnicas de retoque.

Lo que si no puedes hacer es dejar en tu foto esos elementos de distracción, al no ser que ellos formen parte voluntariamente de la composición, y es entonces que  esos elementos deben ser distribuidos en los puntos y líneas de fuerza.

En general debemos tratar de focalizar la atención sobre el sujeto encuadrado y tratar de ponerlo en evidencia con respecto al resto que debe estar en conjunción con el mismo.

Cuando se trata de colocar muchos sujetos (por ejemplo personas) en el mismo encuadre, resultara poco placentero desde el punto de vista estético a menos que el sujeto principal de la foto no sea un grupo de personas, en tal caso el grupo será tratado como una sola masa de interés y debe ser distribuido a lo largo de los puntos de interés de la regla de los tercios.

Simetría y Asimetría

En lo personal adoro las simetrías. Una foto simétrica es uno de los pocos casos en los cuales es lícito ignorar (totalmente) la regla de los tercios. Pero a fin que la foto resulte fascinante, la simetría debe ser perfecta y disparar una foto simétrica con un Smartphone no siempre es fácil ya que dicho dispositivo por su naturaleza no permite realizar una foto simétrica con precisión.

Foto simétrica 


Por este motivo puede ser útil tratar de hacer la foto lo más simétrica posible y después “arreglarla” en post producción utilizando las aplicaciones que te propondré en las clases sucesivas del curso. 

Hay casos en los cuales es útil componer de forma asimétrica un escenario que por su naturaleza se presta para ser presentado de forma simétrica, como por ejemplo una serie de objetos bien ordenados, por ejemplo: un viñedo, una playa con sombrillas, un cementerio.

En este caso, también en virtud del tipo de lente gran angular que montan los smartphone (en general equivalente a 33mm) que enfatiza la distancia de los objetos cercanos y aplana la distancia entre los objetos lejanos sucederá que si encuadramos con una perfecta simetría, resaltaremos la distancia entre los objetos cercanos dejando un “vacío” poco agradable en primer plano.

Entonces conviene descentrar ligeramente con respecto al eje de simetría y aprovechar la regla de los tercios colocando un sujeto como “líder” en primer plano en correspondencia de uno de los tercios y el punto de fuga en correspondencia con el tercio del lado opuesto. 

Foto asimétrica 


 Escogiendo el encuadre


Para escoger el encuadre vertical u horizontal, no existe una regla precisa, depende mucho de las sensaciones que se quieran transmitir al observador. En general un encuadre horizontal da una sensación de calma, ya que el ojo recorre la imagen de forma apaisada, en un encuadre vertical es más dinámico y obliga al ojo a buscar el punto de fuga.

El problema surge cuando queremos compartir las fotos en las redes sociales como instagram, ya que a veces de debe recortar la foto de forma cuadrada…o surge otro problema de otro tipo: debemos tener enseguida la visión de cómo se verá nuestra foto una vez cortada. 

De hecho, al no ser que dispares directamente con una app que te permita encuadrar de forma cuadrada como Hipstamatic, una vez cortada la foto existe el riesgo de ver excluidos algunos elementos que habremos querido incluir.

Para olvidarte de este problema cuando, cuando realices las fotos en un formato rectangular, aplica las siguientes reglas.

Si el sujeto tiene su máxima extensión en vertical (por ejemplo una persona de pie) realiza la foto en forma horizontal. 

De esta forma tendrás la percepción de que una vez cortada la foto, el sujeto estará completamente presente en el cuadrado, al momento del disparo colócate a la distancia adecuada para incluir todo el sujeto.  

Si el sujeto tiene su máxima extensión en horizontal (por ejemplo un auto) dispara con el teléfono en vertical. Lógicamente midiendo el hecho de que el sujeto estará completamente en el encuadre.

Còmo encuadrar para fotos cuadradas

Para tener la seguridad, cuando se hacen fotos con un formato rectangular, de incluir completamente un sujeto en la foto, una vez cortada en formato cuadrado, procede de la siguiente manera: 

Toma como referencia el lado más largo del rectángulo que idealmente circunscribe el sujeto que quieres incluir en el encuadre de la foto cuadrada y dispara en horizontal si tal lado se extiende en dirección vertical o disparar en vertical si se extiende en horizontal.

Esta ha sido la primera clase de composición, espero que te sea de ayuda, si tienes alguna duda puedes incluirla en los comentarios. Nos vemos en la próxima clase.  

Publicar un comentario

0 Comentarios